Educación en familia,  Virtudes y valores

Consecuencias de una incorrecta educación en el adolescente.

Conoce las consecuencias de una incorreta educación en el adolescente.

El adolescente ha pasado ya por las primeras etapas de la infancia y niñez de las que habrá ido adquiriendo muchos conocimientos y madurez. Éstos, de una manera u otra, le han ido formando como persona, tal y como es en la actualidad. Atrás quedó esa vida tranquila bajo el amparo y abrigo de sus padres.

Pero ahora todo es diferente. Comienza una nueva y explosiva etapa que será crucial para hacer de éste hijo un adulto en condiciones, es decir, con un adecuado desarrollo madurativo, o como podría decirse, un caso echado a perder…

¿Cómo poder, por lo tanto, hacer de él un adulto equilibrado y maduro?.

La educación completa de adolescente

Si hablamos de una educación completa que integre todas las facetas de su persona, no podemos ignorar un aspecto clave: la educación moral. Suena muy mal en algunos sectores, pero sin moralidad, difícilmente podremos completar su educación.

¿Por qué es necesaria una educación integral moral para evitar una deficiente e incorrecta educación en el adolescente?

  • Previene problemas futuros y trastornos en su desarrollo completo personal.
  • Fortalece con fuertes convicciones. Las virtudes le sustentarán para que cuando llegue la tormenta, que llegará, sepa mantenerse firme y no ir a la deriva. Para que no se deje arrastrar por ideas absurdas o mentiras como las inculcadas mediante la ideología de género. Para que crezca con un espíritu que irradie ganas de vivir y para que sea feliz.

Te recomendaría ver este vídeo, también en formato texto, para saber las 3 consecuencias directas de la aceptación de la ideología de género.


  • Enseña a vivir amando en plenitud y libertad. Abre un horizonte al que dirigir la vida. Preparándole para amar el bien y vivir saliendo de sí mismo. Mostrándole una vida generesa de entrega a los demás en todas sus actividades.
  • Otorga un conocimiento real del mundo que le rodea. Abriéndole los ojos, la mente y el corazón a la realidad tal y como es. Sin pretender ser otra cosa que no es por su naturaleza humana o querer llevar una vida que no es la suya.
  • Es fuente de sabiduría. Una ayuda inapreciable en ocasiones, para discernir el bien del mal, frente a la cultura relativista. Le va a ayudar como persona a crecer y madurar apartando de su camino, aquello que le podría perjudicar notablemente. La moralidad no limita, al contrario, acrecienta el conocimiento. Lo que verdaderamente limita es la ausencia o ignorancia de la Verdad. La presentación de una realidad en la que no tiene cabida el mal ni las repercusiones de las malas acciones hacia los demás.

¿Se te ocurren más motivos para educar la moralidad? Deja tus comentarios más abajo.

Ya he tratado anteriormente en otros artículos que podréis encontrar en este blog, este tema de las virtudes, ayuda imprescindible en nuestras vidas. Sin embargo, no me canso de volver a él una y otra vez, pues da para mucho y es una gran fuente de conocimientos que considero, como padres, hemos de tener en cuenta.


Si quieres saber más sobre las virtudes, no dejes de leer este artículo del blog: ¿Qué tienen que ver las virtudes con la vida?


¿Qué le puede suponer a un adolescente carecer de una base moral?

Nos encontraremos ante un futuro adulto, o adolescente perpétuo que será:

  • Débil.
  • Fácilmente manejable.
  • Influenciable por lo primero que se le presente atractivo.
  • Con poca o nula capacidad de decisión.
  • Con la mínima capacidad de responsabilidad.
  • Sin apenas tolerancia hacia la frustración e inconvenientes que le surjan.

Ésto es precisamente lo que la ideología de género quiere lograr hacer de nuestros hijos. Peleles a su merced. Y supongo que ningún padre quiere ver así a su hijo.


Si aún andas despistado sobre esta ideología no te preocupes que aquí he hecho un pequeño resumen: ¿Qué es la ideología de género?


Todas estas carencias, al no haber tenido una educación moral seria desde pequeño, le supondrá unas consecuencias de por vida difíciles de solventar.

¿Por qué son cada vez más los adolescentes que ante comportamientos violentos no muestran ni siquiera remordimiento? Esta es podría ser una de tantas consecuencias de una incorrecta educación en el adolescente, no crees?

Zygmunt Bauman, en su obra «Ceguera moral«, nos responde:

 

«Estamos bombardeados por tantos y constantes estímulos que nuestra sensibilidad termina acostumbrándose a ver el sufrimiento trágico de los demás sin inquietar nuestra afectividad y nuestra conciencia. El sufrimiento de muchas personas que están en nuestro entorno social resulta pálido e insignificante para sensibilidades embotadas»

El panorama que rodea a los adolescentes lo podemos visivilizar siguiendo estas afirmaciones sacadas de diversos estudios:

  • En las familias está incrementando la violencia de adolescentes hacia los padres (con una media de 12 años).

 

  • Aumento del abuso de alcohol y drogas en edades cada vez más precoces.

 

  • Uso de tecnologías e internet sin apenas limitaciones y control parental.

 

  • Cada vez son  más los padres que solicitan ayuda externa para afrontar la situación conflictiva creada con su hijo porque se les van de las manos.

  • Prototipo de chico rebelde que huye de la realidad que no le gusta o chico inseguro que no sabe hacer nada sin ayuda.

 

  • Las relaciones sexuales completas y la promiscuidad son cada vez más frecuentes entre adolescentes. El hábito de ver pornografía y la masturbación constante son cada vez más habituales. Carecen de una verdadera significación de la sexualidad humana en pos de una idea de sexo como búsqueda del placer inmediato sin pensar en las consecuencias.

 

  • Embarazos no deseados y abortos entre adolescentes.

 

  • Pérdida de la propia identidad sexual biológica.

  • Falta de un sentido profundo de la vida. Ésto debido a no tener unas raíces y objetivos coherentes que le dirijan su obrar. Carencia del sentido trascendente de su vida.

 

  • Sin juicio y capacidad de discernimiento. Sometidos a no advertir las consecuencias de sus decisones y sin la capacidad de tener una postura crítica y reflexiva ante las situaciones.

 

  • Propensos a la impulsividad, la cual es la que maneja sus comportamientos por esa falta de autocontrol que las normas morales ayudan a obtener.

 

  • Pueden caer fácilmente en la depresión cuando han llegado a un punto que nada les satisface… (Una de las enfermedades más comunes de nuestras sociedades avanzadas en desarrollo tecnológico, no así moral, pero que está comenzando a surgir fuerte entre los adolescentes).

¿Conoces más consecuencias de una  incorrecta educación en el adolescente? Deja tus comentarios más abajo para conocerlas.


La exhortación apostólica del Papa Francisco Amoris Laetitia, la cual es un tesoro de sabiduría, nos habla de esta educación moral que ha de darse en la familia como primera escuela de los valores humanos:

267. La libertad es algo grandioso, pero podemos echarla a perder. La educación moral es un cultivo de la libertad a través de propuestas, motivaciones, aplicaciones prácticas, estímulos, premios, ejemplos, modelos, símbolos, reflexiones, exhortaciones, revisiones del modo de actuar y diálogos que ayuden a las personas a desarrollar esos principios interiores estables que mueven a obrar espontáneamente el bien. La virtud es una convicción que se ha trasformado en un principio interno y estable del obrar. La vida virtuosa, por lo tanto, construye la libertad, la fortalece y la educa, evitando que la persona se vuelva esclava de inclinaciones compulsivas deshumanizantes y antisociales. Porque la misma dignidad humana exige que cada uno «actúe según una elección consciente y libre, es decir, movido e inducido personalmente desde dentro»

Desde aquí os animo en no rendiros ante esta apasionante misión que tenemos de educar a los hijos. Pese a las dificultades y que puede resultar muy agotadora, va calando en ellos, siendo, sin duda, una de las mejores herencias que podremos dejarles para que sean felices plenamente.

 

[irp]

 

No existe un manual perfecto para saber cómo educar sin equivocarnos,  aprovechando las situaciones diarias, conversaciones, acontecimientos… y sin olvidar la ayuda de las virtudes, les irá fortaleciendo.

De esta manera podremos evitar algunas de las consecuencias de una incorrecta educación en el adolescente.

Y, aunque parezca que cae en saco roto en muchos momentos, será su empuje para que maduren equilibradamente.

¿Crees que estas pueden ser las consecuencias de una incorrecta educación en el adolescente? ¿Se te ocurren más? Déja tu comentario más abajo.

No te vayas sin echarle un vistazo al fantástico e imprescindible libro que acabo de publicar, un completo manual para todos los que nos preocupamos por la educación de los niños para que crezcan libres y sin caer en los engaños de la IDEOLOGÍA DE GÉNERO.

Pincha en la imagen para leer el resumen.

 

Si te ha parecido interesante y te ha ayudado, compártelo.

Y no te olvides SUSCRIBIRTE AL BLOG si aún no lo has hecho.

 

Un saludo y hasta muy pronto.

 

ALICIA BEATRIZ MONTES FERRER

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *