El significado verdadero del pesebre de Jesús
Adviento y Navidad

Significado verdadero del pesebre de Jesús

Significado verdadero del pesebre de Jesús.

El hecho de que Jesús naciera en un pesebre no es casual. Hoy te voy a explicar su significado verdadero, ya que hay mucha desinformación y malinterpretación de los signos que encierran el misterio de la vida y misión de Jesús.

El pesebre de Jesús en las Sagradas Escrituras y los Padres de la Iglesia.

En el Evangelio de San Lucas se nos narra:

«Y dio a luz a su hijo primogénito, le envolvió en pañales y le acostó en un pesebre, porque no tenían sitio en el alojamiento».

Por esta razón se dice que nació en un establo, donde se guardan a los animales.

Jesús nació en una gruta, el pesebre de los animales.

En la época de Jesús, en la región de los alrededores de Belén, la ciudad donde nació, las grutas, o sea, las cuevas, eran usadas como establo.

La Iglesia católica desde sus inicios lo ha creído así. Padres como Justino (165) y Orígenes (254), que vivieron un poco más tarde que Jesús, así lo afirmaban.

San Agustín nos habla del pesebre como un lugar donde los animales encuentran su alimento. Nos explica que Jesús, es nuestro alimento, nos da de comer lo que las personas necesitamos para nuestra alma, para poder tener una verdadera vida feliz y alcanzar la vida eterna. Es el pan bajado del cielo.

El pesebre de Jesús es la mesa del Señor, el altar de la Eucaristía

Por esto, el pesebre se convierte como una especie de mesa de Dios, en el que las personas estamos invitadas a visitar para poder recibir a Jesús.

Esta mesa tiene relación con la mesa del altar. En la Eucaristía, en el altar, tiene lugar el sacrificio de amor de Jesús que se entrega a cada uno de nosotros en el pan y el vino. Él nos alimenta así, pero para ello debemos ir a comulgar en actitud humilde, reconociendo que Él es el que nos limpia nuestros pecados y nos ayuda a apartarnos del mal.

El significado de los pañales.

Además, también los pañales con los que dicen las Sagradas Escrituras que la Virgen María envolvió a Jesús cuando nació, hacen referencia a la muerte de Jesús. Porque Jesús, cuando murió fue envuelto con una sábana. De esta manera, en este pesebre se anticipa la muerte de Jesús, que lo hizo para abrirnos las puertas del cielo.

El buey y el asno del pesebre

El profeta Isaías nos habla de un buey y un asno en un pesebre:

“El buey conoce a su amo, y el asno el pesebre de su dueño; Israel no me conoce, mi pueblo no me comprende”

Este pueblo es el Pueblo de Israel que no reconoció a Jesús como el Mesías. Pero estos animales sí lo reconocen. Hacen referencia a toda la humanidad, a todos nosotros, que no teníamos conocimiento de Dios. Al nacer Jesús de un modo tan humilde y sencillo, la humanidad puede reconocer en Él al salvador del mundo.

El pesebre representa el trono majestuoso de Dios, el trono celeste, y los animales, el buey y la mula, son los dos querubines, dos ángeles que estaban representados en la parte exterior del Arca de la Alianza que llevaba el Pueblo de Israel con los 10 mandamientos de Moisés.

Dios se ha hecho pequeñito, se ha hecho un ser humano como nosotros para que pudiéramos conocerlo, ahí, en la pobreza y humildad de un pesebre.

Espero que en esta Navidad puedas ver el rostro de Dios que te ama, en este niño Jesús que ilumina nuestra vida con su amor y lo puedas celebrar con inmensa alegría.

Puedes encontrar más información en el libro del Papa emérito Benedicto XVI: “La infancia de Jesús”. Una verdadera joya que no tiene desperdicio para aprender cientos de detalles de este gran acontecimiento que celebramos en Navidad. Puedes comprarlo pinchando en la imagen del libro.

Y no olvides visitar mi canal de YouTube Tu Escuela Católica, donde podrás encontrar este y otros artículos en formato de vídeo.

Comparte esta información si te ha gustado y suscríbete.

Un saludo, la Paz y hasta muy pronto.

ALICIA BEATRIZ MONTES FERRER

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad